EL PLAN DIOCESANO DE PASTORAL

 

+ PLAN DIOCESANO DE PASTORAL+

 

 

El sabado día 20 de octubre, en el Patio del Palacio Episcopal, a las 12:00, se presentó el Plan Diocesano de Pastoral.

El Plan Diocesano de Pastoral es la herramienta de trabajo que recoge la acción pastoral de nuestra Iglesia diocesana durante los próximos años. Te invitamos a participar en la elaboración del Plan Diocesano de Pastoral.

La propuesta del plan engloba cuatro grandes objetivos generales, que se trabajarán en los cursos venideros: para el primer año (2012-13) se plantea el tema del primer anuncio, según el espíritu del Año de la Fe. El segundo curso (2013-14) habrá una doble propuesta: la dinamización de la pastoral con los jóvenes y la especial atención a la pastoral de los pueblos pequeños. El último año del Plan (2014-15) culminaría con el desarrollo de la pastoral familiar.

 ----------------------------------------------------------------------------------

EL 29 de Octubre pasado quedó constituido el Consejo Diocesano Pastoral y desde ese momento comenzaron las labores de elaboración de nuestro nuevo Plan Diocesano de Pastoral. Han sido meses de intenso trabajo por parte de todos, que han culminado con la reunión del Consejo Diocesano Pastoral el pasado domingo 17 de junio.

Es de agradecer el esfuerzo de la Comisión creada para la elaboración del mismo y que está constituida por miembros del Consejo Presbiteral y del Consejo Diocesano Pastoral. Los distintos borradores que se han ido elaborando, fruto de las distintas consultas que se han efectuado y que han recibido contestación por parte de parroquias, arciprestazgos, movimientos y asociaciones, delegaciones diocesanas, comunidades religiosas, etc. han enriquecido el resultado final del Plan Diocesano de Pastoral. Muchas gracias a todos los que, de una u otra manera, habéis participado.

Conforme a lo que se ha venido trabajando, la propuesta del plan engloba cuatro grandes objetivos generales, que se trabajarán en los cursos venideros: para el primer año (2012-13) se plantea el tema del primer anuncio, según el espíritu del Año de la Fe. El segundo curso (2013-14) habrá una doble propuesta: la dinamización de la pastoral con los jóvenes y la especial atención a la pastoral de los pueblos pequeños. El último año del Plan (2014-15) culminaría con el desarrollo de la pastoral familiar. Junto a estos objetivos generales, se proponen otros específicos y operativos que en un trabajo posterior por parte de las parroquias, arciprestazgos, movimientos, etc. deberá concretarse en acciones que lleven a desarrollar de forma concreta el contenido de los mismos.

Otra de las líneas de trabajo que se ha desarrollado este curso, especialmente en el Consejo Presbiteral, ha sido el estudio de la composición de los arciprestazgos de la diócesis. Dada la escasez de sacerdotes que atienden las distintas unidades pastorales va a cambiar la configuración actualmente existente. De diez arciprestazgos pasamos a siete, buscando una mayor riqueza en el número de sacerdotes en cada unos de ellos y una mayor eficacia a la hora de trabajar pastoralmente.

Os decía, el pasado mes de febrero, que un Plan diocesano es siempre un don de Dios para cualquier diócesis, que hay que implorar al Señor. Muchas gracias a todos los que os habéis unido a esta intención elevando vuestras plegarias al Padre. “Al Señor se lo pedí” (1Sam 1,20) ha sido la oración que ha surgido de muchos corazones y que hoy debe transformarse en acción de gracias. Debemos seguir elevando nuestras súplicas al Padre para que desde las líneas de acción que nos propone el plan podamos trabajar de forma decidida y llenos de ilusión, en los próximos años. Es verdad que son muchos los retos que tenemos por delante, pero hay que recuperar la alegría en nuestro trabajo evangelizador.

Hago mías las palabras de la oración compuesta por nuestra Delegación Diocesana de Liturgia pidiendo por la implantación, el desarrollo y los frutos de nuestro plan diocesano de pastoral: “Haz, Señor, que nos guíen en nuestro camino evangelizador el patrocinio de Santa María de Albarracín, Estrella de la evangelización, y santa Emerenciana, la joven testigo de tu amor; el celo misionero de san Joaquín Royo y el ejemplo generoso del Padre Polanco, Felipe Ripoll y tantos beatos de nuestra Diócesis”. A ellos nos encomendamos. ¡Muchas felicidades!

            + Carlos Escribano Subías,
           Obispo de Teruel y de Albarracín

 
 

 

 

 

OBISPADO DE TERUEL Y DE ALBARRACÍN
PLAZA FRANCÉS DE ARANDA, 3
44001  TERUEL
TL. 978619950  FAX. 978619951
E-MAIL: tesecre@planalfa.es
WEB: www.diocesisdeteruel.org