ES NAVIDAD: VIVE SENCILLAMENTE

 

El próximo Domingo 25 es Natividad del Señor, desde la Diócesis de Teruel y Albarracín les deseamos una Feliz Navidad. Les dejamos con el escrito de Mons Carlos Escribano para Navidad.

-----------------------------------------------------------------------------------

Es Navidad. La luz del Nacimiento del Niño Jesús llena nuestro corazón de la alegría y la paz que anunciaron los ángeles a los pastores en la noche de Belén: «Gloria a Dios en el cielo y paz a los hombres que Dios ama» (Lc 2, 14). El Niño que vemos en el portal es Dios mismo que se ha hecho hombre para mostrarnos cuánto nos quiere, cuánto nos ama: Dios se ha hecho uno de nosotros, para acercarse a cada uno, para vencer el mal, para liberarnos del pecado, para darnos esperanza, para decirnos que nunca estamos solos. Ese saber acercarse a todos los hombres por parte de Dios, se convierte para nosotros en un reto que debemos prolongar estas navidades en nuestras ciudades y pueblos. Y especialmente este año.

Seguro que para muchas familias de nuestra diócesis, las navidades del 2011 tienen un sabor distinto al de otros años. La crisis económica está golpeando nuestra sociedad y, en algunos casos, de modo muy cruento. La campaña de Navidad de Caritas apela a nuestra conciencia y nos invita a la reflexión con una frase muy sugerente: VIVE SENCILLAMENTE PARA QUE OTROS, SENCILLAMENTE, PUEDAN VIVIR. Este llamamiento nos anima a descubrir y valorar un modo de vida más austero y abierto a las necesidades de los demás. En definitiva, nos da la oportunidad de recuperar el sentido cristiano de la Navidad: contemplar a la Sagrada Familia en el portal de Belén, nos muestra el rostro comprometido de Dios con toda la humanidad. El Señor se despoja de su divinidad y se hace uno de los nuestros, semejante en todo a nosotros menos en el pecado. Ese testimonio nos invita a vivir una Navidad auténticamente cristiana pues nos mueve a hacer por los demás, lo mismo que Jesús hizo por nosotros: despojarse de sí mismo para darnos vida; anteponer nuestras necesidades y personas a sí mismo; caminar sin complicaciones, ligero de equipaje, sirviendo a todos.

En la historia de la Iglesia muchas personas han impregnado su vida con este espíritu y en especial los santos. Permitidme que traiga unas palabras de Benedicto XVI que pronunció con motivo de un acto celebrado con motivo del primer centenario del nacimiento de la Beata Teresa de Calcuta (26-12-2010): “La Madre Teresa supo reconocer en cada uno el rostro de Cristo, al que amaba con todo su ser: al Cristo que adoraba y recibía en la Eucaristía seguía encontrándolo por los caminos y las calles de la ciudad, convirtiéndose en «imagen» viva de Jesús que derrama sobre las heridas del hombre la gracia del amor misericordioso.(…) En la noche del dolor humano hizo brillar la luz del Amor divino y ayudó a muchos corazones a encontrar la paz que sólo Dios puede dar” .

Salir al encuentro de los demás, con espíritu de servicio, para hacer brillar en sus vidas la luz del amor de Dios. Puede ser una buena propuesta que, en este tiempo de Navidad, nos ayude a simplificar nuestra vida y la de nuestros hogares, para poder abrirnos a las necesidades de los demás.

Dios nace en Belén y nos convierte en heraldos de su Paz y de su Luz. Es Navidad. ¡Felicidades!

            + Carlos Escribano Subías,
           Obispo de Teruel y de Albarracín

 





 
 

OBISPADO DE TERUEL Y DE ALBARRACÍN
PLAZA FRANCÉS DE ARANDA, 4
44001  TERUEL
TL. 978619950  FAX. 978619951
E-MAIL: tesecre@planalfa.es
WEB: www.diocesisdeteruel.org