LA SEMANA SANTA EN NUESTRA
DIÓCESIS DE TERUEL Y ALBARRACÍN

23/03/2018 - Teruel

Hablar de la Semana Santa en Teruel es hacerlo de tambores y bombos, de cofradías y procesiones, de fe, pasión y de muchos sentimientos y emociones. La celebración de la Pasión, muerte y resurrección de nuestro Señor llena nuestros pueblos de numerosos actos litúrgicos y procesiones.  Desde Teruel capital hasta Alcorisa pasando por muchos pequeños pueblos que sacan sus imágenes en procesión a lo largo de los días que transcurren entre el Domingo de Ramos y el de Resurrección.

Nuestras semanas santas han recibido varios reconocimientos a nivel regional, nacional e internacional, y nuestros pueblos se llenan de turistas que quieren descubrir cada una de estas celebraciones y vivirlas.

La Semana Santa de los pueblos que incluye la Ruta del Tambor y Bombo está declarada Fiesta de Interés Turístico Nacional y también, desde junio del 2014, Fiesta de Interés Turístico Internacional. La ruta engloba un total de nueve pueblos de las comarcas de Bajo Aragón, Bajo Martín y Andorra-Sierra de Arcos, en los que los tambores y bombos son los protagonistas.

Alcorisa es el único pueblo de nuestra diócesis perteneciente a esta ruta. La Semana Santa alcorisana surge en el año 1550, en el cual tenemos las primeras referencias sobre la Cofradía de la Sangre de Cristo, decana de la localidad y salvaguarda de la tradición que han mantenido sus cofrades. Los guardias romanos, con su silencio y su marcial estar, han velado escrupulosamente desde antaño el Monumento al Santísimo. Éstos irrumpen en la iglesia cada Jueves Santo, al finalizar los Santos Oficios. Desde este momento guardarán el templo hasta la Procesión del Santo Entierro. El momento culminante de los tambores y bombos se produce a las doce de la noche del Jueves Santo, cuando al Romper la Hora en la Plaza del Ayuntamiento cientos de tambores y bombos comienzan a sonar al unísono.

Las túnicas moradas dejan paso al mosaico de colores y gentes que participan en el Drama de la Cruz en el Monte Calvario. Más de trescientas personas representarán con fidelidad los últimos días de la vida de Cristo, ante el asombro de miles de visitantes que contemplaran la belleza de una representación gestada a los pies del Calvario, y que culminara en su cumbre cuando crucificado por su propio destino, exhale su último suspiro.

Nos desplazamos al Jiloca, donde Calamocha cuenta con nueve hermandades, una de ellas, la Sangre de Cristo cuenta con cinco bandas, una de matracas y otras de carracas, únicas en la provincia. Durante la Semana Santa tienen lugar numerosos actos litúrgicos y procesiones en las que intervienen las diferentes cofradías. La procesión más antigua es el Vía Crucis del Domingo de Ramos por la tarde y la más reciente la del Resucitado, el domingo siguiente. Pero la más vistosa y participativa es la procesión General del Viernes Santo por la tarde, donde concurren las 9 cofradías con sus respectivas imágenes y una Hermandad de Romanos, realizando una verdadera catequesis de las últimas horas de Jesucristo por las calles de la localidad.

Nos trasladamos ahora a la Semana Santa de Sarrión, declarada Fiesta de Interés Turístico de Aragón. Desde hace más de 800 años, los habitantes de Sarrión rememoran la pasión del Señor. La Cofradía de la Sangre de Cristo que sale a las calles del pueblo en Semana Santa, es una de las más antiguas de España cuyos orígenes se remontan a los siglos XII-XIII. Entre las cosas que destacan en esta celebración se encuentran la figura del Mayordomo y los cánticos que se interpretan tanto en la procesiones como en el resto de actos religiosos celebrados durante estos días festivos, destacando el Salidhijas; conjunto de 284 versos anónimos cantados cobre la pasión de Cristo. No debemos olvidar tampoco el pregón; el canto de invitación a la procesión del Santo Entierro, su guardia romana y el estruendo de los tambores.

En Rubielos de Mora la Cofradía de la Sangre de Cristo realiza procesiones el Domingo de Ramos, Jueves Santo, Viernes Santo y el Domingo de Pascua, sacando ocho imágenes, la más peculiar es el Cristo del Hospital, una talla del siglo XIV donada por una familia tras la guerra civil. Todas las procesiones van acompañadas por la Asociación de Tambores de la Santa Cruz.

Muy cerca, en Mora de Rubielos, comienzan los actos dos semanas antes con la bajada de la Virgen de la Dolores por el Calvario, actos que incluyen también procesiones, vía crucis y rompida de la hora.

Vamos ahora a la ciudad de Albarracín donde los actos y procesiones son organizados por la Asociación Cultural Amigos del Tambor y del Bombo, destaca la procesión del Via Crucis del Viernes santo, siendo muy emocionante como los tambores y bombos resuenan por las bellas y estrechas calles de la localidad.

Otros pueblos donde se celebra la Semana Santa de manera especial son Cella, Villarquemado, Báguena, Bronchales, Caminreal o Fuentes Claras, con procesiones y encuentros de tambores.

La ciudad de Teruel también celebra con gran pasión y fervor su Semana Santa, que está declarada Fiesta de Interés Turístico Nacional, gracias a la implicación de toda la ciudad a través de la Junta de Hermandades y Cofradías de Semana Santa.

Destacan las numerosas procesiones que recorren sus calles, entre las que destaca por su emotividad la Procesión General que se celebra la tarde del Viernes Santo y en la que participan todas las hermandades de Teruel con trece pasos y sus bandas, recorriendo las calles de todo el Centro Histórico acompañados del sonido de cornetas, tambores y bombos.

El domingo de Pascua, tras la misa en la Catedral, el paso del Cristo Resucitado, levantado por miembros de las ocho cofradías turolenses, procesiona hasta la plaza del Torico dónde finalizan estos días de Pasión.

 
FOTOS
 
 
OBISPADO DE TERUEL Y DE ALBARRACÍN
PLAZA FRANCÉS DE ARANDA, 3  44001  TERUEL
TL. 978619950  FAX. 978619951
E-MAIL: tesecre@planalfa.es
WEB: www.diocesisdeteruel.org